miércoles, 10 de septiembre de 2008

sin palabras


3 comentarios:

la vasquita dijo...

Maravilloso! Me encantó, Paio.
La nariz en el tercer cuadro me mató,
y la historia me resucitó la esperanza en el amor (aunque haya terminado así).

PAIO ●๋• dijo...

por suerte no estaba resfriado y pudo encontrarla no?

MAru dijo...

Que triste! una vez que un hombre se anima a expresarse, se mete el viento..
Me encanto.